Xiaomi Mi Drone 4K, la review que salió “mal”